Edición del Sábado 20 de julio de 2019

Edición completa del día

Irán anunció que capturó a un buque petrolero británico - Edición Impresa - Aldea Global - Internacionales Aldea Global

Más tensión en el estrecho de Ormuz

Irán anunció que capturó a un buque petrolero británico

  • El gobierno británico buscaba “con urgencia” precisiones sobre una unidad de la naviera Stena Bulk, después de ser abordada por embarcaciones sin identificar y un helicóptero.
26-951591-01-08.jpg

El líder supremo de Irán, Alí Jamenei, calificó como “acto de piratería” la captura en Gibraltar de un buque que llevaba petróleo a Siria. Ahora los iraníes retienen un petrolera británico en Ormuz. Foto: Archivo

 

Redacción de El Litoral

redacción@ellitoral.com

Télam/EFE

La Guardia Revolucionaria de Irán anunció este viernes que capturó un buque petrolero británico por violar la ley marítima internacional cuando cruzaba por el estrecho de Ormuz.

El anuncio se produjo en medio de la tensión creciente entre Irán y Estados Unidos, y en el mismo día en que Gibraltar extendió por treinta días más el periodo de detención del petrolero iraní Grace 1, retenido desde hace dos semanas en ese territorio por las sospechas de que transportaba crudo a Siria.

El Gobierno británico indicó por su parte que está “buscando con urgencia más información” sobre un “incidente” en el golfo Pérsico, después de que Irán haya anunciado la captura de un petrolero británico.

“Estamos evaluando la situación”, señaló un portavoz del Ejecutivo del Reino Unido, mientras que la naviera Stena Bulk señaló en un comunicado que perdió el contacto con uno de sus buques después de que se le acercaran “pequeñas embarcaciones sin identificar y un helicóptero”.

Según la información que difundió en un comunicado la Guardia Revolucionaria de Irán, el barco, llamado “Stena Impero”, fue capturado por una flotilla dependiente de la zona 1 de la Armada, a solicitud de la Organización de Puertos y Asuntos Marítimos de la provincia iraní de Hormozgan.

La tensión entre Irán y el Reino Unido se incrementó hace dos semana con la detención del “Grace 1” en Gibraltar, interceptado y abordado cerca de la costa por las sospechas de que transportara crudo a una refinería de Siria, país en conflicto armado desde hace ocho años y sujeto a sanciones de la Unión Europea.

Según Londres, la semana pasada una fragata de la Armada británica abortó un intento de tres naves ligeras iraníes de interceptar un petrolero británico que navegaba por el golfo Pérsico. Este incidente fue desmentido por las Fuerzas Armadas iraníes que, sin embargo, han asegurado que no dejarán sin respuesta la retención del “Grace 1”.

El líder supremo de Irán, Alí Jamenei, calificó esta captura como un “acto de piratería marítima” y advirtió de que su país responderá “en el momento apropiado” al Reino Unido. La Guardia Revolucionaria iraní informó que había capturado el último domingo cerca de Ormuz un petrolero “extranjero” que, aseguró, estaba realizando operaciones de contrabando.

La reacción del Reino Unido

El Reino Unido pidió hoy a sus barcos que permanezcan fuera del estrecho de Ormuz por un “periodo provisional”. Un portavoz gubernamental sugirió a la marina británica que evite pasar por dicha zona y reiteró que Londres está “profundamente” preocupado por unas medidas de Irán que consideró “inaceptables”.

El petrolero británico Stena Impero, de la naviera Stena Bulk, perdió el contacto con su operador cerca de las 15.00 horas GMT (12.00 de Argentina del viernes), después de recibir el aviso de que varias embarcaciones y un helicóptero se acercaban al buque.

Por otra parte, el petrolero Mesdar, de bandera liberiana, consiguió restablecer contacto con su operador británico y continuó su viaje por Ormuz, tras haber sido abordado por guardias armados iraníes.

El vocero dijo que como ya ha dicho el ministro de Relaciones Exteriores, Jeremy Hunt, el Reino Unido evaluará una respuesta y habrá “graves consecuencias si la situación no es resuelta”.

Por otro lado, el operador del Stena Impero ha informado que el petrolero cumplía “plenamente” con todas las regulaciones sobre la navegación internacional cuando fue interceptado por guardacostas iraníes. Fuentes del petrolero dijeron a la prensa que no hay heridos entre los 23 miembros de la tripulación de diversas nacionalidades, aunque ninguno británico.

La captura anunciada por la Guardia Revolucionaria de Irán se ha producido el mismo día en que Gibraltar extendió durante treinta días más la detención del petrolero iraní Grace 1. El buque fue arrestado hace dos semanas en dicho territorio, acusado de llevar petróleo a Siria, en desafío a las sanciones de la Unión Europea (UE).



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Sábado 20 de julio de 2019
tapa
Necrológicas Anteriores