https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Miércoles 29.08.2018 - Última actualización - 20:48
15:47

Sin sorpresas

La reforma constitucional seguirá en las comisiones de Diputados

No prosperó el intento del Frente Progresista de votar sobre tablas el mensaje del Poder Ejecutivo. Los bloques justicialistas, Cambiemos y la izquierda ratificaron en el recinto la postura que habían adelantado semanas atrás.

Foto: Luis Cetraro




Sin sorpresas La reforma constitucional seguirá en las comisiones de Diputados No prosperó el intento del Frente Progresista de votar sobre tablas el mensaje del Poder Ejecutivo. Los bloques justicialistas, Cambiemos y la izquierda ratificaron en el recinto la postura que habían adelantado semanas atrás. No prosperó el intento del Frente Progresista de votar sobre tablas el mensaje del Poder Ejecutivo. Los bloques justicialistas, Cambiemos y la izquierda ratificaron en el recinto la postura que habían adelantado semanas atrás.

El Litoral / Mario Cáffaro


La reforma constitucional deberá esperar por ahora ya que el Frente Progresista no logró los dos tercios de los votos necesarios para votar sobre tablas el mensaje del Poder Ejecutivo para habilitar la reforma de la Constitución santafesina. Sin sorpresa alguna, el Frente Progresista sumó 24 votos para habilitar la discusión de fondo mientras los tres grandes espacios opositores (Justicialismo, Cambiemos y el interbloque Igualdad) negaron esa posibilidad como lo habían anunciado en los últimos días. Es más para evitar cualquier mala interpretación ayer hicieron una reunión interbloque para acordar postura y no tener dudas sobre aspectos reglamentarios de la sesión extraordinaria convocada a pedido del Poder Ejecutivo.


Una corta reunión de Labor Parlamentaria previa a la sesión dejó en claro el procedimiento que iba a seguir la sesión y se dejó libertad para que además de los jefes de bloque- todo diputado que quiere expresarse lo haga aunque con un plazo máximo de diez minutos. Antes de las 10, el presidente de la Cámara, Antonio Bonfatti, ya estaba sentado a la espera del quórum.


El socialista Rubén Galassi fue el encargado de fundamentar el tratamiento sobre tablas con un extenso mensaje donde repasó lo realizado por el Poder Ejecutivo desde junio de 2016 cuando puso en marcha un proceso para escuchar a la ciudadanía sobre el tema hasta el ingreso del proyecto el pasado 16 de abril. Destacó la decisión de la Cámara de acordar que no haya ni tratamiento exprés ni dilatado y fue entonces fue cuando se detuvo en el largo tiempo que demandó el debate en la Comisión de Educación (cien días). “Hubo debates que no fueron sustanciales en defensa de la oportunidad” se quejó. Luego, el socialista se detuvo en analizar los diferentes artículos que propone el mensaje del gobernador Miguel Lifschitz y se detuvo en la figura de la reelección contínua resaltando que no está prohibida la reelección aunque con un período intermedio. Así repasó los 16 años de Carlos Reutemann y Jorge Obeid y haciendo un ejercicio explicó que el primer gobernador de la vuelta democrática, José María Vernet podría estar en un quinto mandato.

 

 

Defendió la reforma a la que definió como amplísima para oponerla a la total que postulan otros proyectos y dijo que no debe estar en discusión que Santa Fe es la capital de la provincia así como la libertad religiosa. El otro ítem del discurso de Galassi fue el repaso de las reformas desde el primer estatuto dictado por Estanislao López en 1819 hasta la de 1962 deteniéndose en la de 1921 a la que alabó en determinadas oportunidades y la definió como “la primera del constitucionalismo social en el mundo”. Señaló que hubo diez reformas en casi cien años y desde 1962 ya pasaron 56 años sin retocar el actual texto.

 

“Las dificultades deben ser el motivo para avanzar en esta herramienta fundamental y resolver los problemas del presente” desafió el socialista.

 


Más voces


Fueron los distintos sectores justicialistas los que primero pusieron la bandera del no tratamiento sobre tablas con fuertes cuestionamientos a la decisión del Frente Progresista de intentar apurar un debate y Luis Rubeo destacó que solo es por la necesidad de Lifschitz de intentar buscar una reelección que hoy le está vedada por la misma Carta Magna.


“Coincido con muchos de los argumentos de Galassi” señaló en el inicio de su discurso el kirchnerista Leandro Busatto. Pero enseguida se detuvo en los artículos 114 y 115 de la Constitución que establece los mecanismos de reforma y destacó la necesidad de tener una mayoría especial, no circunstancial. “No se hace una reforma imponiendo mayorías o tocando botones. La reforma de la Constitución necesita acuerdos básicos y consensos al cubo”. Pero además todo los fundamentos del mensaje y las consultas realizadas a distintos sectores “menos a los partidos políticos a los que nos llamó para decirnos que lo iba a mandar” se lamentó.

 

 

“No pedimos nada nuevo, sino tratamiento parlamentario como lo acordamos en Labor Parlamentaria. Queremos discutir las reformas, hacer aportes pero lo que intenta el oficialismo no tiene nada que ver con los consensos” añadió para luego pedirle al Ejecutivo que en el mientras tanto cumpla con lo que marca la Carta Magna.

 

Luego fue Héctor Cavallero (PPS) quien cuestionó la forma maliciosa en que se pretende culpar a la oposición de obstruir la reforma cuando lo que reclaman es un acuerdo y un consenso político. “No vamos a votar en contra la reforma; queremos que siga la discusión en comisiones y los cuatro proyectos como acordamos en su momento”. Cuestionó la decisión del mensaje del Ejecutivo de eliminar las PASO para que los partidos o frente elijan sus candidatos a convencionales. “El consenso se hace con los que están en contra no con los aliados. Es como un proceso de paz, no se logra con los amigos sino los enemigos” afirmó ante el silencio del recinto.


La oficialista Verónica Benas (Pares) instó a la oposición a avanzar en un tema para que las mujeres no sigan relegadas en la provincia y puso como ejemplo que con la actual Constitución “es imposible enjuiciar a un magistrado” en alusión a la situación actual del juez penal de Vera, Nicolás Musse Chemes..


Enseguida un vehemente Rubeo aclaró que el justicialismo es reformista pero aclaró que “estamos aquí porque se agotan los tiempos del gobernador Miguel Lifschitz para competir para una eventual reelección” y con el almanaque en la mano justificaba su afirmación. Pero Rubeo fue más allá y acusó al oficialismo de no tener voluntad reformista por más que lo digan en el recinto. “No hacemos ninguna trapisonda, muchos de ustedes mienten porque es una necesidad política del gobernador que solo quiere la reelección y presentan esta Constitución enlatada cuando se sabe de antemano que fracasará el tratamiento sobre tablas”, afirmó. Le siguió la también justicialista Silvia Simoncini quien se ocupó de cuestionar fuertemente al gobierno actual por su acatamiento a las políticas neoliberales del gobierno nacional.

 

 

El primero en sentar en el recinto la postura de Cambiemos fue el radical Sergio Más Varela quien más allá de las críticas de Galassi de demorar el tema, le recordó que en la Comisión de Asuntos Comunales lo trataron en quince minutos. “La Constitución no tiene repuesto. Hay que cuidarla y en este proyecto hay un objetivo mezquino, coyuntural para buscar la reelección del actual gobernador”.

 

Desde el otro arco político, Carlos Del Frade (Frente Social y Popular) cuestionó muchas de las políticas del gobierno actual y el supuesto progresismo de la gestión. “No hay progresismo sin valentía, ni enfrentando al gobierno nacional y a los poderes privados” aconsejó para anticipar el rechazo al tratamiento sobre tablas.


Luego, el presidente del comité provincial del radicalismo, Julián Galdeano cuestionó que todos se digan reformistas y especialmente al justicialismo que ahora se acuerde de las formas. “Están sobreactuando un falso reformismo. En el fondo quieren el statu quo, son conservadores” le dijo a la oposición.

 

 

“Esto es en absoluta disonancia con lo que pasa en Santa Fe” les señaló el justicialista Julio Eggimann quien comenzó cuestionando la actitud del gobernador de no autoexcluirse del proceso como si lo hiciera el justicialista Jorge Obeid. Afirmó que el proyecto fue mal presentado e incluso con una floja calidad de técnica legislativa. Otro justicialista pero ahora en Cambiemos, Norberto Nicotra, respaldó el discurso de su antecesor y tomándose de Juan Bautista Alberdi señaló que “conservar la Constitución es la mejor forma de tener y respetar la Constitución”. Nicotra se preguntó si estaríamos en una sesión especial si el gobernador se hubiera autoexcluido de la reelección para contestarse que no.

 

El radical Jorge Henn le cuestionó la falta de ambición, de grandeza política para avanzar con el proyecto y habló de “pérdida de oportunidad histórica”. Detrás de él, Gabriel Real (PDP) recordó que Santa Fe “es la peor de todas” junto a Mendoza por no actualizar su Constitución después de la reforma nacional de 1994. “La responsabilidad de no poder avanzar es de todos”, reconoció.


“El sobre tablas es un apresuramiento. No hay voluntad de una reforma para el futuro de la gente, es para la reelección del gobernador” señaló Germán Mastrocola desde Cambiemos. “El texto actual nos da tranquilidad para encarar los desafíos futuro y para mejorar la calidad de vida” añadió.


El socialista Joaquín Blanco dijo estar orgulloso de llevar el tema al recinto y de pertenecer al Frente Progresista y acusó a la oposición de formar el bloque del No para la reelección de Lifschitz porque le tienen miedo. “Si le tienen miedo a la reelección retiramos el artículo 64 que permitiría la reelección pero vayamos por más. Este es el momento” desafió cuando todos ya habían adelantado su voto.

 

 

Cesira Arcando (Cambiemos) le aclaró al oficialismo que falta consenso al proyecto que “no está cajoneado. Estamos en contra de este avasallamiento que quieren hacer hoy en el recinto”. Le siguió Federico Angelini (Cambiemos) quien también dijo estar a favor de la reforma “desde el Pro trabajamos desde el primer día para acercar ideas. Se debe lograr un consenso amplio y no solo sumar votos para llegar al número”. Le dijo que cuenten con Cambiemos para una nueva Constitución que no se resuelve sobre tablas.


“Consenso es unanimidad o puntos de acuerdo” se preguntó el radical Santiago Mascheroni en el inicio de su discurso favorable al tratamiento sobre tablas. Recordó que tanto los intentos de Jorge Obeid como de Hermes Binner se intentó la reforma y no hubo acuerdos o consensos.

 


“Habilitar el debate de la reforma es una política de estado y es el oficialismo quien lo propone, nos guste o no” añadió el radical para pedir no entrar en artículo por artículo a incluir. “Si no fuera necesaria la reforma, esta sesión hubiese durado diez minutos” acotó.


Luego les recordó a los opositores que el no fue inicial pero advirtió que al no votarse el proyecto queda abierto el tema para el futuro y habrá que buscar el “mérito, oportunidad y conveniencia” y señaló que será de campaña.


El único radical que no dio el voto al sobre tablas fue Alejandro Boscarol quien consideró que dar la reelección es vulnerar un principio de equilibrio ya que marcó el fuerte poder que tiene un gobernador en la Constitución de Santa Fe. Consideró un yerro la falta de consulta a los partidos políticos. “Es una reforma tecnocrática donde los partidos estuvieron ausentes” acotó.

 

 

Para Rubén Giustiniani (Igualdad y Participación) hubo un error del oficialismo en convocar a una sesión sin consenso y con el único proyecto el del Ejecutivo pero saludó la discusión abierta y valoró que los ministros estén en el recinto siguiendo la sesión. Luego aclaró que el tema de la reelección del actual gobernador ha obturado el actual proceso y consideró “no ético” jurar por un texto y luego violarlo. Después citó a Guillermo Estévez Boero, Hermes Binner y al propio Antonio Bonfatti que marcaron esa diferencia.

 


Por último, expuso la necesidad de terminada la sesión buscar consensos para “no estar nuevamente en la suma cero y no tener una reforma”.


El radical Fabián Palo Oliver defendió lo actuado en la Comisión de Asuntos Comunales que preside en habilitar como temas la autonomía municipal y la extensión del mandato de presidentes comunales a cuatro año. Después reivindicó lo actuado por el Frente Progresista y la sesión extraordinaria por entender que “el debate está agotado. Si fracasamos en el intento y la oposición tendrá responsabilidad de dar dictamen en Educación para seguir el trámite”.


Alicia Gutiérrez (SI) acusó a la oposición de no tener espíritu reformista y dijo querer la reforma para preservar logros del Frente Progresista como la caja de Jubilaciones, Lif, etc ante el intento privatizador del modelo nacional.


El titular del bloque UCR Neo, Edgardo Martino defendió la reforma enfocado en los más de 300 gobiernos locales comunales hoy relegados y obligados a tener apenas dos años y no poder planificar a más largo plazo su gestión. “Decir no es decirle no a 300 gobiernos locales que están en permanente proceso electoral”, añadió.-


La socialista Clara García hizo hincapié en la historia constitucional de Santa Fe y mencionó que todos los ex gobernadores en sus discursos del 1 de Mayo hablaron de reformar la Carta Magna en sus discursos de inicio legislativo. ¿Por qué no pudimos hacerlo? Me preocupa que tengamos miedo a los cambios. “No es el momento desde 1986” se quejó. “Somos reformistas y lo venimos a demostrar con hechos” inició su discurso Julio Garibaldi (PS). “La reforma es para resignar privilegios y para cambiar las cosas” señaló que ese es el espíritu del Frente Progresista.

 


“Es un traje estrecho al que tenemos que mejorar” dijo otra socialista, Inés Bertero al valorar la importancia de la sesión y señalar los atajos que se utilizaron para determinadas leyes. “Le temo volver al pasado de varios institutos” señaló y mencionó la ley de lemas.

 

El oficialista Ariel Bermúdez (Creo) destacó la coherencia del Frente y de la dirigencia santafesina y defendió el planteo de llevar el tema al recinto. “Es una reforma que proponemos para discutir privilegios” señaló.


Alejandra Vucasovich (Cambiemos) en un breve discurso afirmó que “todos somos reformistas” pero cuestionó que alguien ajeno al Poder Legislativo “nos diga cuando debemos tratar un tema”.


“El norte es postergado” admitió el radical Héctor Gregoret al enterarse de que era el último orador.


Además tenés que leer:



Más Noticias de Política

Lo más visto
Sufrieron cuatro robos en menos de una semana -  -
Sucesos
Actualización del estado de transitabilidad en las rutas en la provincia -  -
El Reino Unido disminuyó el alerta por ataques terroristas en la Argentina -  -
China donó vehículos blindados para reforzar la seguridad durante la cumbre del G20 -  -

Recomendadas