https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Martes 16.02.2021 - Última actualización - 18:17
18:14

Revisión de la cautelar

Caso Oldani: la defensa de "Andresito" pedirá su libertad

Se trata del último detenido por el crimen del comerciante Hugo Oldani, ocurrido hace un año en su agencia de viajes del microcentro.

 Crédito: Manuel Fabatía/Archivo
Crédito: Manuel Fabatía/Archivo

Crédito: Manuel Fabatía/Archivo



Revisión de la cautelar Caso Oldani: la defensa de "Andresito" pedirá su libertad Se trata del último detenido por el crimen del comerciante Hugo Oldani, ocurrido hace un año en su agencia de viajes del microcentro. Se trata del último detenido por el crimen del comerciante Hugo Oldani, ocurrido hace un año en su agencia de viajes del microcentro.

La Oficina de Gestión Judicial (OGJ) programó para este miércoles 17 de febrero, a las 11.30, una audiencia en la que se volverá a tratar la prisión preventiva para Andrés F. Kaipl, apodado "Andresito", quien hasta el momento, es el último detenido en la causa por el crimen del agenciero Hugo Oldani.

 

La audiencia había sido planificada en un principio para el viernes pasado, a las 8 de la mañana, pero por una cuestión de agenda se resolvió postergar su tratamiento para la semana siguiente.

 

 

 

Kaipl, de 29 años, cuenta con la asistencia legal del Servicio Público Provincial de la Defensa Penal (SPPDP), a cargo de Gustavo Durando, quien buscará desincriminar a su defendido a partir de lo ocurrido un mes atrás con el bioquímico Alfredo Sadonio.

 

 

Ambos fueron detenidos el 30 de diciembre de 2020. En el caso de Sadonio, tras permanecer diez días en prisión, recuperó la libertad cuando uno de los imputados no pudo reconocerlo en rueda de personas, en medio de una fuerte presunción de que su detención no habría sido otra cosa que un error de persona.

 

Kaipl fue imputado el lunes 4 de enero como coautor del delito de "homicidio doblemente calificado (por ser perpetrado mediante el empleo de un arma de fuego y por ser criminis causae), en concurso real con la coautoría del delito de robo, también doblemente calificado (por ser perpetrado mediante el empleo de un arma de fuego apta para el disparo y por haber sido cometido en poblado y en banda)", según informó entonces la oficina de prensa del MPA.

 

A diferencia de Sadonio, que salió en libertad el 8 de enero, la preventiva de Kaipl no volvió a tratarse en lo inmediato y su situación es realmente comprometedora, dado que las cámaras de seguridad de la zona del crimen lo ubican en tiempo y espacio en las inmediaciones del día del hecho, y porque su auto habría sido utilizado para concretar la fuga del resto de la banda.

 

Versión contradictoria

Sin embargo, este miércoles la defensa volverá sobre los elementos a partir de los cuales se pactó una prisión preventiva el mes pasado, dado que la misma versión que o incrimina es la que fue desacreditada por la defensa del bioquímico Alfredo Sadonio, a cargo del abogado particular Martín Durando.

 

En ese contexto, "se descalifica y se desmerece la declaración original que involucraba a ambos", señaló una fuente ligada al caso. Y si bien a Kaipl lo señalaron con nombre y apellido, se dieron referencias que no se pudieron corroborar, lo que habla de "una declaración contradictoria o falaz en algunos puntos", completó la fuente.

 

Es decir que la audiencia de este miércoles tendrá como eje la declaración del "arrepentido" Brian Nahuel Damiani, uno de los cuatro que iba a bordo del auto Toyota Corolla blanco y con vidrios polarizados cuando mataron a Oldani.

 

En el reparto de tareas Damiani hizo de campana aquella tarde del 11 de febrero de 2020 y se quedó en la puerta de la galería Rivadavia, por calle La Rioja al 2400, esperando a que una pareja, Cristian Figueroa y Agustina González, consumaran lo que se cree fue un intento de robo pero terminó en homicidio. En el auto los esperaba Juan Manuel Ruffino con el motor en marcha, listo para escapar.

 

 

 

Por otra parte, mientras Sadonio hizo una defensa personal -judicial y en los medios- desmintiendo rotundamente su vínculo con el episodio criminal a partir de la base de que ese día ni siquiera se encontraba en Santa Fe, sino en su laboratorio de análisis clínicos de Ataliva, Kaipl no pudo beneficiarse de la misma coartada.

 

 

Al saberse filmado en las inmediaciones de la agencia de Turismo Oldani, el muchacho declaró que ese día iba en compañía de un prestamista de apellido Medrano, para el cual trabajaba, y que lo acompañó a cobrar un dinero, sin saber que iban de Oldani.

Edición Impresa

El texto original de este artículo fue publicado en nuestra edición impresa.
Ediciones Anteriores | Edición Impresa


Temas:



Va a la Legislatura la licitación de armas que paró la Justicia   -  -
Política
Marcha atrás para el patentazo -  -
Política
Mataron a un hombre de un tiro en la cabeza -  -
Diputados repudia "expresiones violentas" de Sain a un periodista   -  -
#Temas de HOY: Rosario  Córdoba  Entre Ríos  Corrientes  La Educación Primero  Clima en Santa Fe  Coronavirus