https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Lunes 12.07.2021 - Última actualización - 14.07.2021 - 16:07
19:40

Santa Fe 360

Barrio Santa Rosa de Lima: de pie pero sin ser escuchado

Está ubicado en el extremo suroeste de la ciudad de Santa Fe. Sus comienzos se remontan a 1920, cuando unas pocas familias de escasos recursos se instalaron en un volcadero de residuos que luego se rellenó y empezó a poblarse.

LA MAYOR DEMANDA. El arreglo de calles es un reclamo histórico en Santa Rosa de Lima. Luego de la obra de cloacas, las asfaltadas quedaron destruidas y las de tierra no han recibido mejorado. Crédito: Juan VittoriLA MAYOR DEMANDA. El arreglo de calles es un reclamo histórico en Santa Rosa de Lima. Luego de la obra de cloacas, las asfaltadas quedaron destruidas y las de tierra no han recibido mejorado.
Crédito: Juan Vittori

LA MAYOR DEMANDA. El arreglo de calles es un reclamo histórico en Santa Rosa de Lima. Luego de la obra de cloacas, las asfaltadas quedaron destruidas y las de tierra no han recibido mejorado. Crédito: Juan Vittori

El Litoral en Google News



Santa Fe 360 Barrio Santa Rosa de Lima: de pie pero sin ser escuchado Está ubicado en el extremo suroeste de la ciudad de Santa Fe. Sus comienzos se remontan a 1920, cuando unas pocas familias de escasos recursos se instalaron en un volcadero de residuos que luego se rellenó y empezó a poblarse. Está ubicado en el extremo suroeste de la ciudad de Santa Fe. Sus comienzos se remontan a 1920, cuando unas pocas familias de escasos recursos se instalaron en un volcadero de residuos que luego se rellenó y empezó a poblarse.

Las vías del ferrocarril Mitre al sur y al este, la Avenida Circunvalación Mar Argentino al Oeste y las vías del ex ferrocarril Belgrano al norte delimitan la jurisdicción de uno de los barrios más populares de Santa Fe: Santa Rosa de Lima.

 

 

Con el correr de los años, esta jurisdicción tuvo varios avances, pero aún le quedan problemas por solucionar; algunos más inmediatos que otros, pero todos importantes para la gente que vive en el lugar.

 

Entre sus necesidades se encuentran la iluminación, el asfaltado de calles, el agua potable… Servicios esenciales para tener una buena calidad de vida.

 

Alejandro Peralta vive en Santa Rosa de Lima desde hace 44 años y tiene un gran anhelo: "Ojalá mi barrio llegue a estar en el lugar que tiene que estar, porque es uno de los barrios más grandes de Santa Fe y sobre todo me gustaría que sea escuchado", dice como si fuese una plegaria.

 

Lo que falta

En medio de una pandemia en donde la desinfección de los espacios y el lavado de manos son fundamentales para prevenir la propagación de la enfermedad, en muchos hogares de este barrio aún no cuentan ni siquiera con agua.

 

"Hay cosas que no cambiaron casi nada, como por ejemplo la pobreza. Todavía hay gente que lamentablemente vive en un rancho, siendo que estamos en el siglo XXI. Todavía hay gente que no tiene agua potable", cuenta Alejandro Peralta.

Santa Fe 360: Barrio Santa Rosa de Lima

Por otro lado, continuó, "está el tema del alumbrado público. Acá se han conseguido focos y nunca pueden venir a cambiarlos porque no tienen herramientas, porque hay menos personal por la pandemia... y así estamos hace cuatro meses".

 

En cuanto a las calles, el vecino explica que cuando se hicieron las cloacas las destrozaron. Asegura que muchas están en estado deplorable y basta con transitarlas a pie para poder observarlas.

 

La seguridad "es como en todos lados". "Lamentablemente, tenemos mala fama: pero en todos lados pasan cosas y tenés gente de bien y gente mala. Y muestra de eso es mi propia experiencia. Yo tuve problemas con las adicciones y me tuve que internar para salir adelante; pero nunca robé ni maté para consumir".

 

Todo está guardado en la memoria

Pasa el tiempo pero hay cosas que no se olvidan ni se olvidarán jamás. Y la inundación de 2003 es una de ellas.

 

Santa Rosa de Lima quedó tapada de agua. Ninguna casa se salvó. Frases como "que la gente se quede tranquila porque el oeste no se va a inundar" están grabadas a fuego en muchos vecinos, los más mayores claro, y todavía generan lágrimas en los ojos. Y no es para menos. Se perdió todo: desde fotos de casamiento hasta electrodomésticos. No hubo tiempo para sacar las cosas. Nada. El salado entró al lugar que alguna vez le perteneció y barrió con todo.

 

Pero Santa Rosa se levantó, se armó de nuevo. Se puso de pie y arrancó de cero. Eso demuestra que su gente es la que le da vida al barrio y quiere verlo brillar. La única razón: querer el lugar que habitan.

 

 

 

La Mediateca, un lugar de inspiración y sueños

 

En el barrio se encuentra un lugar único y de gran valor para los que viven ahí y para toda la ciudad. Se trata de la Mediateca, un espacio destinado a la cultura y donde se lleva adelante un sistema de apoyo social de vinculación cultural y educativa.

 

SIN TURNOS HASTA 2022. En la mediateca municipal, los interesados pueden grabar un demo musical. Y se ve que muchos quieren hacerlo porque hasta febrero del año próximo están todos ocupados. - Foto: Juan Vittori

 

Es un "espacio de convivencia, de encuentro; donde hay belleza y música. Todos pueden tener su espacio en la mediateca para grabar un demo, para grabar sus primeros cortes de grabación. Acá se da la primera experiencia de grabación profesional para muchos chicos y chicas que están dando sus primeros pasos en la música y ese es un servicio a que a nosotros nos interesa no solamente seguir brindando sino también seguir enriqueciendo, por eso pusimos en funcionamiento un taller específico de grabación musical y de técnicas de ingeniería sonora que se está dando de manera gratuita", comentó el secretario de Educación y Cultura, Paulo Ricci.

 

 

Durante todos estos meses de pandemia, la Mediateca fue un punto de referencia para el barrio, "para acompañar a lo vecinos y a las vecinas en una serie de acciones que tuvieron que ver con tramitar ayudas sociales, actividades cotidianas y coyunturales que tuvieron que ver con la restricción de muchos de los espacios municipales", finalizó Ricci.

 

Un dato a tener en cuenta es que la demanda por turnos es tanta que ya están otorgados hasta febrero de 2022.

 

Wifi en la plaza, una opción para educar en pandemia

El crecimiento del barrio fue constante, y diez años después de su origen llegaron las instituciones. Una de ellas es la escuela Nº 1196, homónima a la jurisdicción, emplazada en el corazón de Santa Rosa de Lima. La matrícula actual de la institución es de más de 370 alumnos.

 

VOZ MÁS QUE AUTORIZADA. Lorena Rodríguez es la directora de la Escuela Santa Rosa de Lima. Entre otras cosas, contó que el año pasado fue muy difícil trabajar desde la virtualidad por la realidad que atraviesan muchas familias.Foto: Juan Vittori

 

Lorena Rodríguez está al frente del establecimiento desde hace 4 años. Cuenta que en el lugar se vive un contexto educativo muy difícil debido a que las familias sufren carencias. "Acá dentro son niños que juegan, que socializan, pero afuera su vida es totalmente distinta. Hay chiquitos que salen a ayudar a sus papás a juntar cartón en el carro. Entonces son chiquitos con una realidad muy golpeada".

 

 

El año pasado cuando se declaró la pandemia por coronavirus y el establecimiento debió cerrar sus puertas, fue un golpe muy fuerte para todos. Lorena explicó que "costó muchísimo acompañar a los chicos, porque nos encontramos con familias que carecen de dispositivos, que carecen de conectividad, nos encontramos con familias donde tenés 4, 5 hermanitos y un solo teléfono que funciona con datos móviles. Muchos se iban a la plaza, donde hay wifi gratis, y desde allí descargaban las actividades que se mandaban".

 

Equipo de producción: Mónica Ritacca, Luciana Lanzamidad, Gustavo Ocampo, Juan Víttori y Facundo Mariscotti

 

Edición Impresa

El texto original de este artículo fue publicado en nuestra edición impresa.
Ediciones Anteriores | Edición Impresa

Autor:

Santa Fe 360
El Litoral en Google News


Temas:

Además tenés que leer:




#Temas de HOY: EducacionSF  Inseguridad en Santa Fe  Rosario  Río Paraná  Colón  Unión